top of page
Solución para la pérdida de dientes

Los dientes que faltan pueden hacer que una persona se sienta insegura y cohibida. Hay que buscar una solución para sustituir los dientes y devolver al paciente su sonrisa.

El problema de los dientes perdidos

 

Unos dientes sanos no solo hacen a la persona sentirse atractiva, sino que son cruciales para las actividades cotidianas, como comer una manzana, sonreir, hablar o besar. Si le faltan uno o más dientes, puede padecer incomodidades funcionales y psicológicas.

 

Sustitución estética 
 

Resulta reconfortante saber que los dientes perdidos hoy se pueden sustituir de varias formas estéticas y funcionales. La sustitución del diente con un implante dental puede constituir una buena solución a largo plazo.

Tratamiento

 

El éxito de todo tratamiento con implantes reside en un diagnóstico riguroso, un asesoramiento individual y un buen tratamiento dental. Consulte siempre con su dentista los riesgos y las ventajas del tratamiento con implantes.

PASO 1: Diagnóstico

 

El dentista determina si el implante es la solución correcta, y lo hace tomando radiografías y tomografías computarizadas para obtener imágenes tridimensionales. Un requisito importante para llevar a cabo el tratamiento es que haya suficiente cantidad de hueso.

 

PASO 2: Inserción del implante

El implante se inserta con anestesia local. Durante la estapa de cicatrización se puede colocar una restauración temporal sobre el implante. Así se puede disfrutar de una sonrisa de aspecto natural durante el proceso. 

 

PASO 3: Cicatrización

Los puntos se retiran después de una semana aproximadamente. La fase de cicatrización dura entre seis semanas y varios meses, dependiendo del estado médico del paciente. En esta etapa de cicatrización del tratamiento es indispensable llevar a cabo una higiene oral rigurosa.

 

PASO 4: Colocación de la restauración

El laboratorio dental utiliza una toma de impresión para fabricar la corona, puente o prótesis. Esta restauración se colocará después de que el implante dental haya cicatrizado

 

PASO 5: Cuidados posteriores

Al igual que los dientes naturales, los implantes requieren revisiones regulares y una higiene oral concienzuda. Unos cuidados adecuados permitirán mantener de forma duradera la función de los implantes. Su dentista le informará sobre las medidas de limpieza e higiene a seguir. 

 

 

Opciones de tratamiento según la necesidad

 

 

Sustitución de un diente

 

Sustitucion de varios dientes por un puente soportado sobre implantes

Sustitucion de todos los dientes - alternativas:

1) Una arcada de dientes fijada al maxilar por varios implantes

2 y 3) Una prótesis soportada sobre implantes que se puede extraer para la limpieza oral.

¿Qué es un implante dental?

Un implante dental es un elemento diseñado para sustituir la raíz que falta y mantener el diente artificial en su sitio.

 

El implante como sustituto del diente natural

 

Los implantes dentales imitan a la naturaleza. Están diseñados para anclarse firmemente al maxilar y mantener el diente en su lugar.

Un implante es una pequeña pieza hecha de titanio, de aleación de titanio o de cerámica. El cuerpo humano los tolera, en general, bien estos materiales. También se ha demostrado que el titanio se integra bien en el hueso humano.

Colocación del implante

 

El implante dental se inserta quirúrgicamente con anestesia local. Una vez terminada la cicatrización, la raíz artificial actúa como base para la parte superior visible del diente.

 

El implante dental se puede utilizar para sustituir un diente individual, más de un diente, o todos los dientes.

¿Por qué optar por un implante?

 

Frente a los métodos convencionales de restauración dental, el implante le ofrece grandes ventajas.

 

Una solución estética: Los implantes han sido desarrollados para conseguir una buena estabilidad y una restauración de aspecto totalmente natural. 

 

Conservación del hueso: Los implantes transmiten las fuerzas masticatorias a los huesos maxilares, lo que puede contribuir a conservar el hueso.

 

1) DIENTE SANO

En un diente sano, la raíz transmite las fuerzas de la masticación al hueso maxilar.

2) DIENTES QUE FALTAN Y PERDIDA POTENCIAL DEL HUESO.

Cuando faltan uno o más dientes, estas fuerzas dejan de estar operativas, el hueso maxilar ya no se estimula y puede comenzar a desaparecer, como consecuencia de la recesión osea.

3) CONSERVACIÓN DEL HUESO

El tratamiento con implantes dentales, al sustituir la raíz del diente natural, puede ayudar a prevenir la pérdida progresiva del hueso.

 

Para mayor satisfacción: Las dentaduras postizas que se utilizan para las restauraciones convencionales ya no son necesarias. Los pacientes disfrutan de una mayor comodidad al hablar, al sonreir y al comer.

 

Conservación del diente: Si se sustituye un diente perdido con un puente, los dientes adyacentes deben limarse para que el puente se apoye.  Esto no ocurre con un implante dental. Por tanto, puede contribuir a la conservación de los dientes contiguos.

PUENTE CONVENCIONAL

1) Falta un diente

2) Se liman dos dientes vecinos sanos para que sostengan el puente:

destrucción de los dientes sanos

3) El puente no transmite las fuerzas masticatorias al hueso maxilar:

puede dar lugar a una pérdida de hueso

IMPLANTE DENTAL

1) Falta un diente

2) Sustitución del diente por un implante dental

3) Los dientes contiguos permaneces sanos e intactos.

bottom of page